- Este blog no pide donaciones económicas ni anuncia basura publicitaria - 

sábado, 28 de mayo de 2016

NIÑOS HÍBRIDOS, SITIO WEB AQUÍ. Platicamos con una mujer que asegura tener hijos mitad extraterrestres... ABDUCCIÓNES ALIENÍGENAS.

¡PERO QUE NIÑOS TAN BONITOS..! vaya, dan miedo y tristeza por las expresiones..

El programa y agenda de hibridación extraterrestre tiene un tiempo que está ya en marcha, en el sitio de Michael Salla hay mas info, busquen... http://exopolitics.org/about/founder/







Platicamos con una mujer que asegura tener hijos mitad extraterrestres


Para la felicidad de muchos –incluyéndome– hace un par de semanas volvieron a las pantallas de televisión los personajes de Mulder y Scully de Los Expedientes Secretos X, una historia ausente de la cultura popular desde hace 14 años (si no contamos, por favor, la película de 2008, que tuvo una recepción más bien malita). Con un par de canas y arrugas nuevas, la pareja de agentes del FBI volvió para seguir investigando las historias de aliens, hombres lagarto y teorías conspirativas del gobierno, esta vez, en la época de los hipsters, los smartphones y YouTube. No le fue mal: 16.19 millones de almas (tan sólo en Estados Unidos) se postraron frente a un televisor a ver el episodio estreno.
Uno de los grandes acontecimientos de la serie fue el nacimiento del hijo de Scully y Mulder, quien, al parecer, era mitad humano, mitad extraterrestre. Según la historia, cabía la posibilidad de que el niño fuera el resultado de un experimento extraterrestre que habría empezado cuando Scully fue abducida por aliens. El niño habría sido planeado como una pieza clave de la conspiración alienígena en la Tierra.
Lo que más me sorprende de todo este fenómeno cultural no es que, finalmente, Mulder y Scully hubieran decidido darse besitos, ni tampoco que un bebé pudiera mover cosas con la mente. Ni siquiera que la nueva temporada de la serie sólo tenga seis capítulos. Lo más sorprendente es que, para varias personas, la historia de niños mitad humanos mitad alienígenas, o niños híbridos, es una realidad.
Entre las varias páginas que se pueden encontrar en internet sobre la existencia de niños híbridos, hay una página en particular que destaca sobre las otras: la Hybrid Children Community (Comunidad de niños híbridos). La página ofrece información sobre los niños híbridos, cursos y sesiones para conectarse con sus hijos mitad extraterrestres y una sección de testimonios de varias personas que aseguran tener hijos híbridos.
Dentro de los más de 20 testimonios que se encuentran en la página, escritos por hombres y mujeres de Estados Unidos, Australia, Francia y España, encontré el de Aimée, una mujer de 33 años que vive en Winnipeg, Manitoba, Canadá. Ella asegura tener cinco hijos: dos niñas humanas y tres híbridos.
Después de encontrar su perfil en Facebook le escribí un mensaje con la esperanza de entender cómo algo que parece sacado de la ficción de Los Expedientes Secretos X –de una serie de televisión, de la cabeza de unos guionistas que se inventan cosas para ganarse la vida holgadamente– podía ser parte de la vida cotidiana de alguien. De su relato.
A los pocos días, Aimée me respondió. Ésta fue la conversación que tuve con ella.
Hola Aimée, cuéntame un poco de ti. ¿A qué te dedicas?
Soy métis. En Canadá eso significa que soy mitad indígena y mitad caucásica. Soy curandera, fabrico tambores tradicionales y maracas y organizo ceremonias. De hecho, las comunidades indígenas Ojibwe y Cree, a las que pertenezco, tienen historias sobre la creación que son de naturaleza extraterrestre. Honramos a las naciones de las estrellas y las consideramos nuestros Ancestros. Las enseñanzas que he adquirido en mi comunidad me dicen que venimos de las pléyades, o 7 hermanas [un grupo de estrellas], y que, de hecho, nos trajeron acá desde allí. Además estos ancestros siguen visitándonos.
Profesionalmente tengo un negocio de jardinería ornamental, también soy artista y dentro de poco voy a empezar a estudiar para aprender orfebrería. Y también soy mamá.
¿Y cuántos hijos tienes?
Tengo dos niñas, una tiene siete años y la otra tiene año y medio. También tengo tres hijos híbridos, hasta donde sé.


¿Cómo, puede haber otros de los que todavía no sabes?
Sí. Hay gente que no está consciente de que tiene hijos híbridos o de cuántos tiene. Muchos de los recuerdos de las experiencias con extraterrestres están escondidos de alguna manera, bien sea por nuestras propias mentes que están tratando de protegerse, o por intervención extraterrestre directamente. Esos recuerdos sólo llegan a la superficie cuando estamos listos para lidiar con ellos.
¿Y quiénes son estos seres extraterrestres? ¿Dónde viven?
Lo que yo entiendo es que el programa de hibridación es con los Zeta Reticuli, que algunas personas también conocen como los grises [los aliens de ojos y cabezas grandes]. Lo que sé es que ellos son los descendientes de la raza humana actual, y viven en una realidad paralela.
Supongo que por tener sus hijos los has visto personalmente, ¿cómo fue la experiencia con ellos? ¿Fue más de una?
Sí, los he visto personalmente. He tenido experiencias con extraterrestres toda mi vida, y no sólo con los Zeta. He visto naves de lejos y de cerca, he tenido experiencias con ellos en sueños y también los he visto físicamente, sobre todo con el programa de hibridación. De hecho, ahora estoy en proceso de escribir todas mis experiencias, porque son muchas, suficientes para escribir un libro. Con los Zeta he tenido experiencias que me han asustado, y otras que han sido tranquilas.
¿Cómo fue la primera vez que tuviste contacto con ellos?
El primer recuerdo que tengo es de cuando todavía era niña, y fue una experiencia confusa porque no era algo a lo que hubiera estado expuesta antes. No me acuerdo de todo lo que pasó, lo que sí recuerdo es estar en un cuarto con otros niños humanos y algunos adultos. Era un espacio blanco que estaba hecho de un material que no tenemos acá. Había una ventana y por fuera se veía la tierra, y había un "gris" que parecía estar observándonos.
Lo siguiente que recuerdo es despertarme en mi cama. A la mayoría de las personas que tienen estas experiencias les pasa eso, luego no pueden recordarlo todo. Después de eso tuve muchas experiencias, a veces todavía me llegan recuerdos de cosas que han pasado.
¿Y cómo funciona el programa de hibridación? ¿Estuviste embarazada?
, estuve embarazada, tuve varios embarazos falsos. Pero la concepción y el crecimiento de los niños híbridos no siempre tiene que involucrar un embarazo, porque los Zeta tienen una tecnología distinta y pueden hacer posibles muchas más cosas. A veces lo que hacen es que toman material genético de nosotros y lo mezclan con su propio material genético en un laboratorio para crear a los niños. Por eso puede haber personas que no saben que tienen hijos híbridos, o cuántos pueden tener. A veces incluso hay niños híbridos con varios padres humanos.


¿O sea que los niños no se quedan con sus padres humanos? ¿Dónde están tus hijos híbridos?No. Están en una nave, con el resto de niños híbridos.
¿Y visitan la Tierra? ¿O planean venir?Van a venir cuando la humanidad esté lista.
¿Cómo fue la experiencia de concepción de tus hijos híbridos? ¿Por cada uno de ellos tuviste un embarazo falso?
Sí. Pero no recuerdo todas las experiencias, sólo recuerdo una, y no me siento cómoda compartiéndola. No es nada fácil hablar de todas estas cosas del programa de hibridación, por eso es que he reprimido recuerdos de las experiencias. Para mí el embarazo y los nacimientos, ya sean humanos o híbridos, son experiencias sagradas muy personales, que para mí han sido siempre muy privadas.
Hablar de esto no es fácil, pero sé que son cosas que están empezando a revelarse al colectivo humano del planeta, y estoy agradecida por eso, y sé que soy parte de ese proceso, pero igual sigue siendo complicado.
Entiendo. ¿Cómo fue entonces que te enteraste de que tenías hijos híbridos? 
Empecé a enterarme de que existían los niños híbridos entre 2011 y 2012, a través de los comunicados de Bashar [un extraterrestre que, dicen, transmite mensajes a la humanidad a través de Darryl Anka, un hombre que, asegura, lo canaliza]. Después de eso di con Bridget Nielsen [una de las personas que lidera los cursos y sesiones de la Hybrid Children Community] y a partir de ese momento empecé a comunicarme con ellos.
Antes de hablar con Bridget yo ya sabía que tenía hijos híbridos, ella sólo me ayudó a conectarme con ellos de una manera más profunda a través de unas pinturas que hizo de dos de ellos. Ella realiza un proceso en el que se conecta con los hijos híbridos de quienes la contactan y crea imágenes de su aspecto y canaliza un mensaje.
¿Y qué pudiste saber de ellos?Todos están entre los 9 y 14 años, y sus nombres son Aurora Snow, Destin y Atlantic. Aunque los nombres sólo los tienen para mostrarlos a los humanos: ponerse nombres es una cosa que hacemos nosotros en la Tierra. Con todos me comunico, sobre todo, a través de sueños. Los tres son muy amorosos y compasivos, la mayoría del tiempo me ayudan a sanar y a tener una vida equilibrada. Su misión es ayudarme a mí y a otros a estar en armonía con el planeta y que la humanidad viva pacíficamente. Esa fue la razón por la que los niños híbridos fueron creados en primer lugar.
¿Por qué crees que te escogieron a ti para tener hijos híbridos?
No estoy segura. He escuchado que a veces lo que hacen es escoger linajes de familias, por lo que asumo que mis ancestros, seguro, también tuvieron este tipo de experiencias. Y sé que algunos miembros de mi familia también las han tenido. Mi hermano ha visto extraterrestres, y de hecho, a mi abuela le pasó lo mismo que a mí, ella también tuvo un embarazo falso. Así que es probable que ella también tenga un hijo híbrido.
¿Todas estas experiencias con tus hijos híbridos las has compartido con tu pareja o con tus hijas?
Sí, mi esposo sabe y ha tenido sus propias experiencias con extraterrestres, aunque no está seguro de si es o no papá de algún niño híbrido. En cuanto a mis hijas, la menor es todavía muy pequeña, y la mayor conoce nuestras historias indígenas sobre la creación. Ella sabe que hay extraterrestres, y que algunas personas creen en ellos y otras no.

No le he hablado sobre el programa de hibridación porque todavía es muy pequeña, pero si pregunta pienso ser muy honesta con ella sobre mis creencias, y siempre la animaré para que ella, por sí sola, decida en qué creer y en qué no.
FUENTE